El gato azul

sábado, febrero 19, 2005

Adios al B 301



Hace unos meses escribía algo sobre el B-301. Hoy hace unas horas comencé a despedirme de él. Comencé porque aún hay cosas que se quedaron allá, incluyendo a mi bicha, a la que aún no le consigo nueva casa pero en eso estoy, oficialmente entrego el departamento hasta el próximo domingo y pienso regresar todavía en la semana.

Estoy triste, siempre me ha costado mucho trabajo el alejarme de lugares, personas y situaciones... aunque el viaje me lo haya hecho tan ameno Antoine (y mil gracias otra vez por tu ayuda y por estar aqui), sé que se dió cuenta de lo que estaba sintiendo al dejar ese depa, al dejar Toluca, al dejar a mis amigas, al dejar todo lo que esa ciudad significa y significó para mi durante casi 9 años, las lágrimas me traicionan de repente, hay demasiados sentimientos implicados.

Sé que todo cambio es bueno, se que todo está bien, se que estoy cerrando un ciclo que había llegado a su final, y comenzando otro que seguramente me dejará también muchas cosas buenas. La tristeza pasará y seguro será sustituida por un gran entusiasmo por todo lo que ahora significa el estar acá.

Aunque mientras disfruto esta tristeza... esta melancolía (que linda palabra caray!) Y ahora me voy porque tengo muuuchas cosas que guardar, acomodar y desempacar.

Por cierto: a los que se animen a ir mañana a Coyoacán, la cita es a las 3 de la tarde en el kiosko del Jardín Hidalgo, en el centro. Allá nos vemos y que disfruten esta noche de sabadito!!!